MEMaS

"De sobra se ve que de ninguna manera puedo estar de acuerdo con cosas que pretenden modificar la realidad profunda; persisto en creer que Gago no fue al cine ni conoció a Lil, aunque el texto procure convencerme y por lo tanto desesperarme."
Julio Cortazar, "Un tal Lucas"

Las minúsculas también leen, aunque esto resulte complejo para el entendimiento de las mentes humanas, puesto que no hay ninguna actividad similar en sus vidas que pueda servir de referencia.
¿Las personas humanizan? No, esta comparación es ridícula, si hay algo que no hacen las personas es humanizar.

A lo que ibamos, las minúsculas también leen y si alguien les pregunta qué pone en la página 123 del libro que están visitando en ese momento, las memas se ponen las gafas y leen obedientes. Después, divertidas por este juego (ellas siempre ven un juego en todo lo que hacen), les piden a otras minúsculas que hagan lo mismo. A cualquier otra minúscula, la que se ofrezca voluntaria... Pobrecitas...

MINUSCULAS SOLITaRIAS

Lo que pasa es que las minúsculas (y las mayúsculas) rara vez tienen significado propio. Pertenecen a una palabra y significan lo que ésta quiere significar (y lo que su contexto quiere que signifiquen, claro).
Así una a minuscula, por poner un ejemplo, puede ser una "patata", una "estilográfica", "una" (o "cuatro"), una "ridícula" y casi cualquier otra cosa. Inclusive "casi", "cualquier", "otra" y "cosa".

Alguien se preguntará entonces ¿donde encuentran las minúsculas su verdadero significado? En el silencio. Esa pausa que hay entre una palabra y otra, ese espacio en blanco que a veces ocupan a hurtadillas y otras sin el menor rubor.

Claro que en estos casos suelen ser criticadas, que sí son unas altivas por no juntarse con nadie, que si unas preposiciones... La envidia, ya se sabe.

SUEÑOS VIRGULISTaS

Seguro que más de una minúscula (y tal vez alguna que otra mayúscula excesivamente sensiblera) se ha preguntado alguna vez si las vírgulas sueñan mientras duermen y, si lo hacen, con qué sueñan estos pequeños signos de puntuación.

Estoy en condiciones de afirmar sin ninguna duda que las vírgulas sueñan y también los puntos. Si bien se les considera cómo simples bestias, estas manchitas negras tienen su propio significado en el contexto y hasta se escriben con la misma tinta que las letras (esto último jamás será admitido por una mayúscula) motivo por el cual se comportan de manera muy semejante a ellas.

Volviendo a la gran pregunta que nos ocupa, es decir con qué sueñan las vírgulas, muchas de mis investigaciones han concluido que habitualmente sueñan con las virgulistas*, de ahí la expresión plácida que suelen mostrar.
La investigación sobre aquellos sueños que vienen acompañados de un constante "aleteo" de los bigotes sigue en marcha, así como aquella sobre las pesadillas de las vírgulas. Espero irrefutables teorías en breve.

*minúsculas que propugnan la necesidad de proteger el contexto